En un partido muy sufrido, Boca logró imponerse ante San Martín de Tucumán 

por 2-0 y clasificó así a los octavos de final de la Copa Argentina.

Los Goles del Xeneise fueron convertidos por Edwin Cardona a los 31 minutos del segundo tiempo con el que Boca abrió el marcador en Formosa, luego el ingreso de Espinosa le dio mayor vertido al equipo de los mellisos Barros Schelotto y en el ingreso al área lo derribaron, y del remate desde los 12 pasos fue ejecutado por Ramon Wanchope Abila para el Grito de Gol.

Así, el Xeneize logró la sufrida clasificación a octavos de final en el certamen, instancia en la que se cruzará con Gimnasia (LP), que viene de eliminar a Olimpo de Bahía Blanca en Cutral-Có.