Ferrari tenía todo listo para festejar en Monza, ya que Kimi Raikkonen 

y Sebastian Vettel largaban desde la primera fila. Sin embargo, apareció

Lewis Hamilton y frustró a los fanáticos italianos.

Räikkönen (Ferrari) tuvo una largada limpia y se aferró al primer lugar, seguido de Vettel. Luego, en la segunda chicana, un toque con Hamilton tuvo como consecuencia un trompo del piloto alemán, quien se retrasó en el clasificador y lo dejó en el último lugar.

El de Ferrari comenzó con una gran remontada y en la vuelta 30 ya estaba entre los cinco primeros. Luego se dio el golpe de escena

cuando Hamilton superó a Raikkonen y a partir de allí se dedicó a estirar la diferencia. Finalmente fue victoria para el de Mercedes

nuevamente en el trazado italiano, seguido de Räikkönen y

Valtteri Bottas. Vettel y Verstappen arribaron cuarto y quinto. 

La próxima fecha será en Singapur y se disputará entre el 14 y 16 de septiembre, en Marina Bay, Singapur.